lunes 29 de noviembre de 2021 - Edición Nº3473

CULTURA/MEDIOS | 7 mar 2021

ANÁLISIS

Google salió de compras

En esta columna, el periodista Marcelo Valente analiza el acuerdo llevado adelante por los medios que hegemonizan la agenda mediática de nuestro país, al que, para darle un toque de pluralidad, sumaron a medios locales independientes, pero que no entorpecerán su cometido principal: el de una mayor concentración mediática.


TAGS: GOOGLE, NEWS, SHOWCASE

La Plata, 07 Mar (Por Marcelo Valente/InfoGEI).- Google firmó un acuerdo con medios de prensa de Argentina por el que les pagará por el uso de sus contenidos en el marco del programa Google News Showcase. El acuerdo incluye a más de treinta empresas periodísticas, tanto porteñas como provinciales, entre los que figuran Clarín, La Nación, Infobae, Página/12, El Cronista, La Arena, La Gaceta y Nueva Rioja, entre otros. Esta operación global de Google puede ser la antesala de la monopolización del periodismo en manos de corporaciones privadas y el desempoderamiento del Estado en materia regulatoria.

El acuerdo implica un financiamiento de los medios locales por parte de Alphabet (la corporación que administra Google) y un involucramiento en la selección de contenidos. Esta iniciativa forma parte de una campaña internacional para blindarse frente a las acusaciones de prácticas monopólicas, posición dominante y comercialización de datos privados a empresas.

La iniciativa, presentada a nivel global en octubre de 2020, implicaría el pago de u$s 1.000.000.000 (incluye a 450 medios) en tres años a escala mundial, asegura la empresa, que ha avanzado con el lanzamiento de Google News Showcase en distintas partes del mundo a partir de alianzas con medios en Reino Unido, Francia, Alemania, Brasil. Canadá y Japón. Recientemente acordó con medios de Francia el pago de u$s 76.000.000 en tres años por el licenciamiento de contenidos, luego de que el organismo de competencia de dicho país lo ordenara y su decisión, recurrida por Google, fuera ratificada por la Justicia. Por su parte, en Australia, Google amenazó con suspender su buscador frente al avance de la iniciativa regulatoria propuesta por la autoridad de competencia que, actualmente, tramita en el parlamento.

Integrantes del acuerdo

El lanzamiento de Google News Showcase fue celebrado por el conjunto de medios incluidos en la iniciativa: El Cronista, Infobae, Clarín, La Nación, La Gaceta, Ámbito Financiero, El Economista, El Liberal, El Litoral, El Popular, El Territorio, Grupo América, Grupo Crónica, Grupo Indalo, Grupo Octubre, La Arena, La Nueva, La Opinión Austral, La Mañana de Neuquén, La Capital S.A., Noticias Argentinas, Nueva Rioja, Tiempo Sur, Popular, Diario Huarpe, Diario Río Negro, El Ciudadano, El Chubut, El Día de La Plata, El Diario de La Pampa, Diario Crónica y El Eco.

Estos medios recibirán por parte de Google un monto mensual por la curaduría de sus artículos y, en algunos casos, por proporcionar acceso a los artículos publicados en las versiones pagas. Los contenidos informativos de estos medios aparecen en los paneles de historias de Google Noticias y Google Discover.

Beneficiarios del acuerdo

«Los productos de Google son una fuente importante de tráfico para La Nación y estamos seguros de que Showcase nos permitirá mostrar algunos de nuestros artículos de manera atractiva para aquellos usuarios de Google News. Sin duda, es un nuevo paso hacia adelante en la construcción del vínculo entre La Nación y Google, en favor de nuestras audiencias», dijo Francisco Seghezzo, CEO de La Nación.

Por su parte, Héctor Aranda, CEO de Clarín y Clarin.com comentó sobre este acuerdo: «Estamos satisfechos de poder seguir construyendo una relación madura y productiva con Google en Argentina. Como titular de varios de los sitios periodísticos más visitados del país, el Grupo Clarín aporta un valor importante al ecosistema y el consumo de contenidos digitales del país, y la posibilidad de que dicho valor sea reconocido y jerarquizado por una plataforma relevante como Google es un paso auspicioso».

El lado oscuro del producto

En la otra vereda, Carlos Marino, Director de Letra P, medio que no forma parte de la alianza, opina que la iniciativa potencia la concentración mediática, limita la libertad de prensa y de expresión, incrementa las diferencias entre grupos mediáticos chicos y los más grandes, debilita a los medios regionales, locales e hiperlocales, delega el rol de «autoridad regulatoria» en un privado global, empobrece la capacidad de las audiencias a acceder a contenidos, genera condiciones para que haya «desiertos informativos» y refuerza el poder (opaco) del algoritmo.

«Desde la posición dominante (¿hegemónica?) que ostenta Google en la circulación de la información a nivel global, Showcase se postula como la puerta de acceso a contenidos periodísticos de “los principales medios regionales e independientes” de nuestro país, seleccionados discrecionalmente por el gigante de la red en una dirección que acentúa la notable concentración mediática en la Argentina», asegura Marino.

Designios inconfesables

«Vemos con preocupación el acuerdo promovido entre la plataforma y su servicio con los grupos de comunicación llamados “nacionales” para privilegiar el posicionamiento y la exhibición de sus contenidos. En una supuesta búsqueda de posicionar los contenidos de calidad y en contra de la desinformación, aquellos medios de comunicación que ejercemos la actividad en todo el país vemos que este acuerdo atenta contra la libertad y contra la libre competencia y pone en riesgo la sustentabilidad de nuestras industrias, ya que el algoritmo de Google descarta o coloca en segundo plano nuestros contenidos. Esto pone en riesgo la posibilidad de nuestros lectores, usuarios y consumidores de acceder a nuestra información”, explica.

La participación de los medios argentinos contribuye de esta manera a la tendencia generalizada de una mayor concentración monopólica global y a la vez faculta a Google a convertirse en el gran responsable de modelar la imagen de la Argentina a escala internacional, permitiéndole la selección de noticias aptas para el paladar del neoliberalismo hegemónico.

Injerencia imperial

Otra voz crítica es la de Jorge Elbaum. En una nota publicada en El Cohete a la Luna plantea que «el resultado de este involucramiento de Google en la producción de las noticias cotidiana local ampliará el control de la plataforma estadounidense sobre el denominado ecosistema informativo local, incrementando su capacidad para modelar el sentido común, imprescindible para la reproducción ampliada del sistema financiarizado.

Para Elbaum, en ese marco la restricción sobre la soberanía comunicacional se expresará a partir de las cinco dimensiones siguientes:

Agenda

Desde la plataforma se decidirá qué temas y qué medios serán los que ocuparán los lugares prioritarios y cuáles serán ubicados en los márgenes. Dado que la selección inicial será ofertada por los propios medios, la trifecta mediática local (Clarín, La Nación e Infobae) logrará apalancar su legitimidad a la hora de difundir sus posverdades, falacias y tergiversaciones, apoyada en la cobertura brindada por una plataforma globalizada. Ese escenario es lo que Google conceptualiza como un ecosistema informativo, nominación aséptica con la que se pretende esconder las decisiones corporativas de sus CEO. El ecosistema funciona como la mano invisible del mercado. Algo que está direccionado por poderosos actores que buscan atribuir sus movimientos a una naturaleza independiente de intereses.

Concentración

Incrementará la monopolización de los medios locales sin tener que regirse por normativas democráticas —presentes o futuras—, dada su localización empresaria en Estados Unidos. Operará sin arbitraje del Estado y decidirá qué coartar, ampliar o cercenar sin que una autoridad soberana o multilateral cuente con capacidad de intervención

Monetización

Incrementará la capacidad de comerciar los datos personales de los ciudadanos argentinos, tanto para ofrecer agregados aptos para el marketing personalizado como para modelar campañas electorales, tal cual fue denunciado en ocasión del caso Cambridge Analytica

Vigilancia

Aumento de la capilaridad informativa sobre partidos políticos y sus referentes, combinado con el desarrollo de mecanismos de inteligencia artificial dispuestos para completar una arquitectura global capaz de instalar mercados de futuros conductuales. Una disposición posible gracias a una concentración extrema de conocimiento, ajena a la supervisión democrática: se profundizará la manipulación destinada a conformar tribus antipolíticas y modelo de consumidores antes que ciudadanos. Sujetos aislados enemigos de la cooperación, admiradores de la competencia, reivindicadores de la desconfianza y de guerra de todos contra todos.

Tergiversación, sobreabundancia y escándalo

La articulación convergente planificada por News Showcase será gobernada por algoritmos funcionales a los requerimientos empresariales trasnacionales, generalmente opuestos a las demandas sociales o las necesidades soberanas. En ese contexto, se omitirán los circuitos capaces de dotar a los usuarios de pensamiento crítico, convirtiendo a los ciudadanos en cibernautas. La difamación se hace confusa y ambigua y se la denomina fake new.

Por último, Elbaum señala que «las transnacionales digitales son parte constitutiva del modelo neoliberal financiarista. La monetización, la articulación con los fondos de inversión, la evasión fiscal y las transacciones en guaridas fiscales son parte del ADN constitutivo de su lógica monopólica e imperial. La encrucijada central remite a la gobernanza global y a la capacidad regulatoria de los Estados soberanos. Cuanta más autoridad posean los gobiernos para regular a las corporaciones, más posibilidades existirán de ampliar los derechos democráticos. Por el contrario, cuantas más prerrogativas posean las corporaciones —apelando en todo momento a su libertad de empresa— menor capacidad tendrán las mayorías populares para construir su destino en forma autónoma e independiente». (InfoGEI)Jd

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias