POR LOS TARIFAZOS Y LA PERSECUCIÓN DE LA AFIP

Confirman el cierre definitivo de Sobremonte, el mítico boliche marplatense

El mítico boliche Sobremonte, ubicado sobre la Avenida Constitución en Mar del Plata, anunció que no volverá a abrir sus puertas. Una orden judicial pedida por la AFIP, y los aumentos de los costos de los servicios, obligó a los dueños a ponerle punto final a un lugar que durante 47 años albergó a miles de marplatenses y turistas.

Sobremonte, cuando fue inaugurado en el verano de 1972. En estos 47 años pasaron varias generaciones de argentinos. Foto de archivo La Capital/ InfoGEI
Sobremonte, cuando fue inaugurado en el verano de 1972. En estos 47 años pasaron varias generaciones de argentinos. Foto de archivo La Capital/ InfoGEI
Sobremonte en 2019: anunciaron su cierre definitivo. Foto La Capital/InfoGEI
Sobremonte en 2019: anunciaron su cierre definitivo. Foto La Capital/InfoGEI

La Plata, 20 Ene (InfoGEI).- El anuncio de que el espacio no volverá a abrir sus puertas se conoció en pleno primer fin de semana de la segunda quincena de enero, días que, en otros tiempos, solo eran sinónimo de recaudaciones récord.

“Lo que no pudo la guerra de Malvinas, ni los militares, ni la maldita policía, lo pudo un juez influenciado por los fiscales de la AFIP, que le contaron el cuento de la asociación ilícita como si fuéramos unos delincuentes”, le dijo a La Capital Eduardo Aracil, propietario del mítico boliche Sobremonte.

El aumento en las tarifas de los servicios también terminó por sepultar cualquier anhelo de volver a inundar el aire de música y diversión. Facturas que llegaban a “$160.000 de luz y $80.000 de agua”, contó el empresario de la noche marplatense.

El ocaso de un complejo, que en algún momento fue sinónimo de salidas con amigos inolvidables, primeros besos y hasta desencuentros amorosos, concluirá con la demolición de su tradicional estructura, según pudo confirmar LA CAPITAL. El sinfín de recuerdos, entonces, quedará reducido a escombros.

Es que el establecimiento de Constitución entre Carballo y Torres de Vera y Aragon, fue el escenario de múltiples recuerdos de residentes y turistas de variada edad. Con su oferta gastronómica y más de cinco pistas, el boliche supo convertirse en un ícono de la noche marplatense y paseo obligado para los jóvenes y adultos que querían divertirse. Hoy, también, representaba la esperanza de que el último boliche de la zona de Constitución se mantuviera en pie, tras el cierre de GAP, Chocolate y Pinar de Rocha, entre otros. (InfoGEI)Jd

Permitida su reproducción total y/o parcial citando la fuente.

COMENTARIOS